Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 2/09/14

Ciertamente, el zumo de naranja natural es una gran fuente de vitamina C, pero he tenido acceso (por Yahoo tendencias) a un artículo que hace referencia a los consejos de un polémico y ‘demasiado’ famoso nutricionista argentino, Alberto Cormillot. El abuso del zumo de naranja puede, según él, poner en riesgo la salud. Personalmente no pienso que todos los motivos que expone sean ciertos, pero ahí los dejo por si podemos arrojar más luz sobre este tema: zumo-de-naranja

Deteriora el esmalte de los dientes.- La superficie del esmalte es muy frágil, por lo que el ácido de las naranjas lo tienen muy fácil para deteriorarlo, provocando así que tus dientes sean más vulnerables a las bacterias.

Puede dañar tus oídos.- Debido a los altos niveles de triglicéridos (principal tipo de grasa que transporta el organismo), tus oídos pueden empezar a escuchar zumbidos y, en definitiva, provocarte una degeneración auditiva.

Puede provocar diabetes.- Según los expertos, comer naranjas reduce el riesgo de desarrollar diabetes, pero el zumo produce el efecto contrario. ¡No lo olvides!

Engorda.- ¿No lo sabías? El zumo de naranja aumenta considerablemente los niveles de insulina en la sangre, provocando la formación de grasas. Y es que un vaso de 200 ml equivale a 90 calorías. ¡Casi nada!

Puede provocar acidez de estómago.- Está demostrado que algunas personas sufren de acidez de estómago, si se toman el zumo de naranja en ayunas. Así que si no quieres prescindir de tu dosis diaria de vitamina C, prepárate un desayuno completo.

Sube el colesterol.- El zumo de naranja contiene fructosa, el azúcar natural más dulce, por lo que si abusamos de su consumo, aumentarán los niveles de triglicéridos y colesterol en la sangre. Además, incrementa la presión arterial, elevando el riesgo de padecer una enfermedad cardiovascular.

Causa diarrea.- “La naranja por la mañana es oro, al mediodía plata, y por la noche mata”, según el refrán, y tiene razón porque un vaso de zumo antes de dormir puede provocar diarrea o dolor de estómago.

No te protege de los resfriados.- Mucha gente piensa que el zumo de naranja previene los resfriados, pero en realidad solo alivia sus síntomas.

No contiene casi fibra.- Un vaso de zumo de naranja solo contiene un 10% de la fibra de la naranja, por lo que lo mejor es comer directamente la fruta.

No es tan bueno después de 2 horas.- El zumo hay que tomarlo antes de que pasen 2 horas desde que se exprimió, ya que después sus nutrientes se habrán reducido en un 80%, por lo que no tendría tanto sentido bebérselo.
Nota de Siesp: Pero, tranquilos, el zumo de naranja tampoco es veneno 😛

Hay que leer: El fraude de la VitaminaC contra el cáncer, Ser vegano es mala ideaCáncer y ‘pseudomedicina’, En busca del Unicornio y Medicina ‘natural’ y cáncer.

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: