Feeds:
Entradas
Comentarios

Científicos norteamericanos y alemanes han desarrollado dos vacunas personalizadas contra el cáncer que han demostrado ser viables y seguras en humanos. Los resultados confirman que ambas estrategias proporcionan beneficios clínicos a los pacientes con melanoma de alto riesgo

El cáncer es una de las principales causas de muerte en el mundo. De ahí, que encontrar un tratamiento eficaz para una enfermedad tan compleja sea uno de los mayores retos de la medicina.

En los últimos años, los expertos han señalado que la mejor alternativa para destruir las células tumorales sin dañar a las sanas es la inmunoterapia, que se encarga de movilizar el sistema inmunitario del paciente para hacer frente específicamente a las células cancerosas.

El problema es que el tumor de cada paciente tiene un conjunto único de mutaciones que primero deben ser identificadas, lo que requiere de estrategias personalizadas de vacunación. Ahora, la revista Nature publica dos estudios independientes sobre dos vacunas que proporcionan beneficios clínicos a los pacientes con melanoma de alto riesgo sin mermar su seguridad.

En el primero de los trabajos, liderado por el Instituto del Cáncer Dana-Farber y el Instituto Broad (ambos en EE UU), los expertos llevaron a cabo un ensayo clínico de fase I en seis personas afectadas por este tipo de cáncer, cuyos tumores habían sido extirpados por cirugía y que se consideraban de alto riesgo de recurrencia.

Cuatro de los seis pacientes no mostraron recurrencia.- La vacuna probada, conocida como NeoVax, provocó una fuerte actividad de los sistemas inmunitarios de los pacientes, con efectos secundarios insignificantes. Las inmunizaciones se iniciaron tras unas 18 semanas después de la cirugía. Los resultados apuntan que cuatro de los seis pacientes tratados no mostraron recurrencia a los 25 meses.

En los otros dos pacientes, cuyo cáncer se había diseminado a los pulmones, la enfermedad reapareció después de la vacunación. En ese momento, se comenzó otro tipo de tratamiento (terapia de control, anti-PD-1) con el fármaco pembrolizumab. Ambos pacientes tuvieron una regresión completa del tumor y permanecen libres de enfermedad.

La vacuna, hecha a medida para cada paciente, contenía hasta 20 neoantígenos personalizados del tumor. Mientras que los antígenos son moléculas que estimulan el sistema inmunitario, los neoantígenos son el objetivo para una respuesta inmune antitumoral.

“Los neoantígenos son moléculas producidas por mutaciones del ADN que están presentes en las células cancerosas, pero no en las células normales. Por ello, son los objetivos ideales para la terapia inmune”, explica a Sinc Catherine Wu, investigadora del Instituto del Cáncer Dana-Farbe y autora principal del primer trabajo.

La respuesta generada por una vacuna neoantigénica es similar a las defensas del cuerpo contra diferentes invasores microbianos. “El sistema inmunológico está cableado para el reconocimiento y la respuesta rápida contra patógenos heterogéneos”, añade Wu.

En el segundo de los trabajos publicados esta semana en Nature, realizado por expertos de varias instituciones alemanas, se recoge el ensayo en fase I de la primera aplicación humana de una vacuna basada en ARN personalizado.

Esta nueva estrategia de vacunación, realizada en 13 pacientes con melanoma, está dirigida a los antígenos del cáncer llamados neoepítopos –fragmentos proteínicos que pueden ser reconocidos por el sistema inmunitario y que sirven como marcadores para identificar y luchar contra el cáncer–.

Aumento de la inmunidad contra antígenos tumorales.- Según Ugur Sahin, primer autor del estudio e investigador en la empresa alemana BioNTech, en todos los participantes la vacuna aumenta la inmunidad contra algunos de los antígenos tumorales específicos de cada paciente.

Así, los resultados revelan que ocho de los trece participantes permanecieron libres de tumores a los 23 meses. Los cinco restantes presentaron recaídas antes de iniciar la vacunación con neoepítopos. Dos de estos pacientes experimentaron respuestas objetivas después de la vacunación y uno de ellos tuvo una respuesta de regresión tumoral completa, después de la administración secuencial de la vacuna y de la terapia anti-PD-1.

“La vacuna provocó muy pocos efectos secundarios, todos de intensidad leve. Es decir, la vacuna es muy segura”, indica a Sinc Sahin. “Estos primeros resultados son muy alentadores. Ahora es necesario iniciar estudios adicionales antes de que esta terapia pueda ser validada completamente como una opción de tratamiento potencial”.

Con respecto a si este hallazgo podría cambiar los diferentes patrones en el tratamiento del cáncer, los autores afirman que de momento se ha trabajado para determinar las mutaciones más adecuadas para cada paciente, adaptar la vacuna y monitorizar los marcadores para valorar si se producía una fuerte respuesta antitumoral.

“Este procedimiento es independiente del tipo de cáncer. Esto significa que puede aplicarse virtualmente a todos los tumores que expresan dichas mutaciones. Dependiendo de la eficacia que se observe en esas dianas, el tratamiento de muchas entidades tumorales podría cambiar significativamente”, concluye Ugur Sahin. (Fuente: SINC)

Hay que leer: ¡El cáncer se puede curar!, El fraude de la Vitamina C contra el cáncer, Hay que depurar la Medicina, Cáncer y ‘pseudomedicina’, En busca del Unicornio y Medicina ‘natural’ y cáncer.

Hawking contra Trump

Y yo también lo estoy, y cualquier persona que vislumbre el desastre que supone para la humanidad una plaga donaldtrumpiana alimentada con los jorges alcaldes del mundo.

Para celebrar su 75 cumpleaños, el científico más famoso del mundo ha concedido una entrevista en exclusiva a la BBC. Y en ella el astrofísico británico Stephen Hawking critica con dureza el negacionismo del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

“Estamos cerca del punto de inflexión donde el calentamiento global se vuelve irreversible”- ha afirmado Hawking-. “La acción de Trump podría empujar a la Tierra al borde del precipicio, para convertirse en Venus, con una temperatura de 250 grados y lluvia de ácido sulfúrico. El cambio climático es uno de los grandes peligros a los que nos enfrentamos, pero podemos prevenirlo si actuamos ahora”.

Según Hawking, uno de los grandes errores del nuevo dirigente estadounidense ha sido salirse del Acuerdo de París contra el cambio climático, firmado por 190 países hace dos años. “Al negar la evidencia del cambio climático y al retirarse del Acuerdo Climático de París -insiste Stephen Hawking en su última entrevista-, “Donald Trump causará daños ambientales a nuestro hermoso Planeta, poniendo en peligro el mundo natural, para nosotros y nuestros hijos”.

De gran interés: Negacionista, ¿hasta cuándo lo serás?, Permafrost, Cambio climático IV, Adivinar el futuro, Alteraciones del sistema climático, El cambio climático (III), El cambio climático y El agujero en la capa de ozono.

Un buen amigo del blog ha grabado este didáctico vídeo sobre la Astrología. Merece la pena verlo.

Hace tiempo traté el tema en el demoledor post El fraude de la Astrología, y ya, si quieren ver hasta dónde llegan los ‘listillos’ para sacarle el dinero a los incautos, miren estos bonitos culos en Rumpología.

No os perdáis: Fraudes paranormales. El mito del diez por ciento, La parapsicología ¡Vaya timo!, Parapsicología y engaños y El timo de Blanca Rosita.

La secta católica está desarraigándose de España. Dios ya no dota de fe a los cada vez más despabilados españoles (en religión, ya que en política siguen agilipollados votando al partido de los saqueadores del país). Y, además, Dios permite por su eterna inacción que las vocaciones decaigan de modo alarmante para esa perversa organización religiosa (la secta católica) que, como todas las religiones, te “venden” el más allá, pero a cambio de cobrarte en el “más acá”. Lo dicho, perversión absoluta.

Decía Abraham Lincoln ““Se puede engañar a todo el mundo algún tiempo…se puede engañar a algunos todo el tiempo…pero no se puede engañar a todo el mundo todo el tiempo”, y en la era de la información, la Iglesia ya no puede mantener el engaño. La realidad es que el futuro eclesiástico es cada vez más negro, como sus apestosas sotanas y España está perdiendo la fe, al menos en el catolicismo: un descenso sostenido de la cantidad de adeptos, un aumento de las parroquias que se quedan sin curas, y un creciente abandono de las prácticas litúrgicas componen el panorama de la crisis de la Iglesia en España. Se calcula que en la última década, al menos un millón de personas ha dejado de acudir a misa; y la desafección de los jóvenes hacia la institución católica sigue siendo uno de los problemas primordiales reconocidos por la propia Iglesia.

Los datos proceden de diversas fuentes. La comparación de los barómetros del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) de 2007 y de 2017, revela que, en la última década, el porcentaje de españoles que se declaran católicos ha caído del 77,3% al 69,9%, es decir, ha perdido nada menos que siete puntos porcentuales, mientras el de quienes se muestran como ateos o no creyentes ha aumentado en una proporción similar, al pasar del 18,9% al 25,9%.

No solo empiezan a escasear los llamados “católicos practicantes”, sino también los curas. En un artículo del diario ‘Público’ aparece un dato llamativo: unas 4.200 parroqias en España ya no tienen cura que las atienda.

Añadamos que en España cada vez menos parejas apuestan por el matrimonio, y de hacerlo, escogen la vía civil. La sociedad española actual nada tiene que ver con la del año 2000, cuando el Instituto Nacional de Estadística (INE) registró la cifra más alta de matrimonios católicos, aproximadamente 160.000, un 75% del total.

Sin embargo, 17 años más tarde, la situación ha cambiado radicalmente. Durante el primer semestre de 2016, se registraron 68.560 matrimonios, según los últimos datos publicados por el INE, lo que supone un 2,7% menos respecto al año anterior. Del total de uniones, solo 15.204 fueron bodas católicas, frente a las casi 53.000 exclusivamente civiles.

A medida que las nuevas generaciones van sucediendo a las anteriores, el presente va registrando una creciente secularización de la sociedad. Y el futuro del catolicismo, en vista del evidente alejamiento entre Iglesia y juventud, exige mucha fe para ser percibido de manera optimista, pero Dios ya no da fe… Son dos mil años “vendiendo” algo que JAMÁS da la cara, y nuestros jóvenes ya no pueden ser quemados por apartarse de un timo milenario como es la religión. Ahora bien, gracias al partido de los saqueadores que gobierna en España, la secta católica se ha apropiado de miles de bienes inmuebles que, de pertenecer al dominio público, ahora son patrimonio privado de los dirigentes que representan a Jesucristo, aquél que proclamaba la pobreza como “camino de salvación”. ¡¡Y luego quieren que la juventud “recupere” la fe!!

La revelación del engaño: Dios no existe.
La demostración del engaño: Jesucristo No existió, Cristianismo = mentira, Apostasía como virtud, Misterios de la Biblia I, El nombre de Dios, Misterios de la Biblia II, Probablemente la religión es un cachondeo, Misterios de la Biblia III, ¿Desaparecerá la Iglesia Católica?, Curas pederastas (II), La religión es un timo y La vía hacia el ateismo.

La secta católica se ha dotado de un número significativo de dogmas como para adormecer a un elefante con su cinismo. En nuestro mundo occidental la gente suele ser mayoritariamente católica. La mayoría de creyentes ni piensa en su secta porque ya la han abandonado, pero siguen declarándose católicos aunque “practiquen” poco su religión (sólo acuden a eventos familiares –comunión, bautizo, boda, entierro– y a algún desfile procesional de esos que su propio “libro sagrado” prohíbe pero que ellos han convertido en un rito tradicional de vergüenza intelectual.

Pero hoy voy a reflexionar sobre la imbecilidad que supone el dogma de la secta católica referente a la resurrección de la carne el día del juicio final. ¿Se ha parado a pensar algún creyente en lo que eso significa? Porque su credo lo dice bien claro: “Creo en la resurrección de la carne” (de los muertos el día en que su cristo venga a juzgar a cada humano).

¿Con qué edad resucitaremos? Esto es importante. ¿Vamos a resucitar con la edad a la que se falleció… Por ejemplo, a los 89 años con un cuerpo decrépito. ¿O podremos elegir la edad? Porque si voy a disponer otra vez de carne y huesos, yo me elijo resucitar con 25 años, con toda mi potencia sexual en su cénit.

Ciertamente, lo absurdo de creer conlleva tener que tragarse sapos como el de la resurrección. Son muchos los dogmas de la secta católica que no pueden superar el más mínimo análisis racional, por eso son dogmas. Se trata de que la gente se los trague sin rechistar, sin masticar, sin analizar, únicamente porque una vez creado el mito de dios, se necesita una estructura de profesionales de la religión que dominen a la población. ¿Cómo se consigue? Con miedo. Te amenazan con todos los males habidos y por haber para que sigas sus normas y así no sufrir esos males. ¡¡¡Eso es una perversión que, si dios existiera, la habría suprimido!!! No es justo, no es razonable y, deberíamos rebelarnos contra tanta gilipollez eclesiástica.

Pero hoy me he detenido en el tema de la resurrección de los muertos, con su cuerpo completo. Es un dogma. Ningún cura te explica a qué edad resucitarás, pero es muy entretenido (como un programa de humor) oír la respuesta de un ensotanado si se lo preguntas. ¿Os imagináis decenas de miles de millones de personas vivas a la vez? Y eso suponiendo que el día del juicio final llegase en este siglo, porque de lo contrario serían millones de millones de personas… ¿En qué estadio nos juzgará Dios? Ni en Maracaná, ni en el Camp Nou, ni en la Bombonera, ni en Wembley ni en todos los estadios de la galaxia juntos se puede congregar a tanta gente.

¿Y si resulta que resucitamos con la edad a la que morimos (89 años) y resulta que dios nos declara inocentes? ¿Voy a estar toda la eternidad sin poder follar?

Lo dicho, la resurrección de la carne es uno de los dogmas más disparatados de la secta católica. Y la lista es larga. Pero al menos puede servir este post para que quienes no dependemos del miedo para disfrutar de la vida podamos seguir disfrutando de las barbaridades intelectuales que se tragan los creyentes por su propia voluntad… ¡¡¡porque nosotros, los ateos, estamos hartos de enfrentarlos a sus propias contradicciones y ellos siguen sin bajarse del burro de la ignorancia!!! Allá ellos.

Ah, y para aquellos que no conozcan el largo recorrido de este blog respecto a la religión (que pueden leer en los más de 400 artículos publicados en el mismo), debo recordar que no estamos contra los creyentes. Uno es libre de creer en piedras, pero siempre estaremos contra quienes nos lancen esas piedras a nosotros. Llevar una piedra en el bolsillo no es delito (ni llevar un instrumento de tortura –una cruz– en el cuello), el delito se comete apedreando a quien no comulga con tanta imbecilidad como es la lista de los dogmas de la secta católica. La religión tiene que ser una droga a extinguir.

Como decía el gran Mandy: “La hipótesis de Dios carece de pruebas suficientes que la sustenten y, por tanto, no forma parte de mi vida ni de mi interés. Pero que se hace en nombre de Él y las catastróficas consecuencias que trae para la Humanidad SÍ son de mi interés”.

Relacionados: Dios No existe, Stephen Hawking niega la existencia de Dios, En busca del Unicornio y Neurología: “Dios no existe”.

Circunstancias personales me han llevado a constatar en primera persona algo con lo que resulta razonable estar de acuerdo y que yo siempre me postulé entre mis principios: “La dignidad del ser humano debe prevalecer”. Recordemos que los avances éticos son muy recientes en nuestra Historia. De hecho, la Declaración Universal de los Derechos Humanos no tiene ni un siglo de existencia.

Viene todo lo anterior a cuento de lo siguiente: Mi padre está muy mal, muy enfermo, con una degradación física y mental que lo ha convertido prácticamente en un vegetal. Quiero a mi padre. Pero, ¿es mi padre ese conjunto de órganos humanos atiborrados de medicamentos que yace hasta su extinción en una cama? ¿Es justo que su irreversible situación conlleve al agotamiento de mi madre y al desquiciamiento propio y de mis hermanos? Mi padre, en su sano juicio, no querría eso.

Hace unos días salió de su enésimo ingreso en el hospital, y el médico que lo atendía nos expuso que decidiéramos nosotros (la familia) respecto a una prueba que podría necesitar pero que él no recomendaba. Y no la hemos hecho.

Hemos ido rotándonos en los últimos años los hermanos para ayudar en las tareas de mantener a mi padre con vida, sufriendo junto a él su propio aspecto cadavérico y su cuerpo degenerado al que no paran de administrarle sueros, pastillas y pinchazos. ¿Para qué? ¿Para cumplir con el juramento hipocrático? ¿No debería llegar el momento de modernizar ese antiguo juramento para adaptarlo a lo que hoy sucede?

¿Y qué sucede hoy? Pues que gracias a los avances médicos hemos ganado en calidad de vida, en esperanza de vida, hemos vencido a muchísimas enfermedades. Conocemos el mapa del genoma humano, y casi todo el mundo llega a viejo, y a muy viejo.

Mi experiencia personal ha visto que la Medicina está muy por encima de las propias facultades humanas. ¿Hasta qué punto es ético mantener con vida a un irreversible vegetal que sólo puede sufrir y provocar sufrimiento sin posibilidad de recuperación? Sin los avances médicos, mi padre estaría descansando y el resto de la familia también. Y lo más curioso es que, si tuviera conciencia, él exigiría ser tratado dignamente y no ser mantenido como está ahora.

No pido la muerte para nadie, y menos para mi padre. Pero pienso que la Medicina ha superado en avances a la Sociedad. Un tratamiento paliativo (para evitar dolor) y dejar que los acontecimientos dicten por sí solos el devenir de la vida de alguien que ya no es alguien (sino “algo”) sería más… ¡humano!

De todo lo anterior jamás tendrán la culpa los profesionales de la Medicina (que cumplen –y muy bien– con su obligación) Es algo que va más allá, es una cuestión de avanzar socialmente hasta alcanzar a la Medicina. Un testamento vital, una condición humana digna, no implicaría eutanasia, simplemente vida, sí, vida para todos y descanso para el sufrimiento. Hablo de Ética, de voluntad política, de debate intelectual.

Ah, y para los que todavía sostienen que la vida es un don de dios y la quita dios, he de decirles que la manera en la que dios le está quitando la vida a mi padre es para odiar a dios durante toda la eternidad (y más pensando en cómo dejaron este mundo genocidas como Franco o Pinochet). Ni mi padre se merece esto, ni nuestra sociedad debe permanecer aletargada para poder disfrutar plenamente de los maravillosos avances en Medicina que la Ciencia ha conseguido en las últimas décadas.

Hay que leer: El fraude de la Vitamina C contra el cáncer, Hay que depurar la Medicina, Cáncer y ‘pseudomedicina’, En busca del Unicornio y Medicina ‘natural’ y cáncer.

En los últimos años una serie de acontecimientos ponen de relieve el papel que está empezando a tomar la Antártida en el “apocalipsis climático” que se nos viene encima.

El glaciar Thwaites, ubicado en la Antártida Occidental, es tan remoto que tan solo 28 seres humanos han puesto sus pies sobre él. Sin embargo, posee una importancia vital para el planeta, destaca el escritor estadounidense Jeff Goodell en la revista ‘Rolling Stone’.

Uno de esas personas afortunadas es Knut Christianson, glaciólogo de la Universidad de Washington (EE.UU.), quien ha estado allí en dos ocasiones para medir la topografía del lugar y la evolución de sus bordes y su textura.

Según describe el columnista, lo que hace Christianson allí es “mapear un futuro desastre global”. “A medida que el planeta se calienta, determinar exactamente cómo de rápido se funde el hielo y se elevan los mares puede ser una de las cuestiones más importantes de nuestro tiempo”, añade.

El motor del desastre
“Si va a haber una catástrofe climática, lo más probable es que comience en el Thwaites”, vaticina Ian Howat, glaciólogo de Ohio. Lo alarmante en relación a esta masa de hielo -una de las más grandes del planeta- es que “en lugar de fundirse lentamente como un cubito de hielo un día de verano, es más como un castillo de naipes“. Es decir, explica el periodista, “es estable hasta que lo empujan, tras lo cual, se derrumba”. Goodell apunta que este proceso no va a ocurrir de la noche a la mañana, pero sí en cuestión de décadas. “Y su pérdida desestabilizará al resto del hielo de la Antártida Occidental, que desaparecerá también”, advierte.

“La mitad de la población mundial vive a menos de 80 kilómetros de la costa. Billones de dólares en inmuebles se alzan en las playas y se agrupan en ciudades al nivel del mar como Miami y Nueva York. Un largo y lento ascenso de las aguas en las próximas décadas puede ser manejable. Un aumento más abrupto no lo sería”, alerta el escritor estadounidense.

Según este, el nivel del mar subirá cerca de tres metros en muchas partes del mundo, mientras que en otras, como Nueva York y Boston, debido a la forma en la que la gravedad actúa sobre el agua, podría subir hasta cuatro metros. “La Antártida Occidental podría hacer a las costas del mundo lo que el huracán Sandy le hizo a Nueva York en pocas horas”, explica Richard Alley, geólogo de la Universidad Estatal de Pensilvania.

“El elefante despierta”
“Nos gusta pensar que el cambio ocurre lentamente, sobre todo en un paisaje como la Antártida. Pero ahora sabemos que esto no es así”, afirma Christianson. En esta línea, el columnista indica que, hasta hace poco, “la mayoría de los científicos no se preocupaban demasiado por la Antártida” -el lugar más frío del planeta-, pero en los últimos años, “las cosas se han vuelto cada vez más raras” en el continente helado.

El “primer evento alarmante” tiene que ver con el colapso repentino de la plataforma de hielo Larsen B en 2002. A pesar de que no elevó el nivel del mar (puesto que ya estaba flotando) sí que contribuyó a que los glaciares detrás de la misma “fluyeran hacia el mar hasta ocho veces más rápido que antes”.

En esta línea, Goodell hace referencia a la amenaza de que la plataforma de hielo Larsen C –que ya presenta una grieta de 160 kilómetros– corra la misma suerte. “La Antártida solía ser el elefante dormido. Pero ahora se está moviendo”, apunta Mark Serreze, cabeza del Centro Nacional de Nieve y Datos de Hielo de EE.UU.

¿Cuenta atrás?
La catástrofe parece inminente: en 2014, dos científicos del hielo de gran prestigio –Eric Rignot de la NASA e Ian Joughin de la Universidad de Washington- publicaron dos documentos separados que llegaron a la misma conclusión: “Nuestras simulaciones proporcionan una fuerte evidencia de que el proceso de desestabilización del manto de hielo marino ya está en marcha en el glaciar Thwaites”, reveló Joughin.

“La amenaza es clara”, hace hincapié el periodista, indicando que “en un mundo racional” esta situación daría lugar a un cese de la contaminación y a una mayor inversión en investigar lo que realmente está sucediendo en la Antártida Occidental. “En cambio, los estadounidenses eligieron a un presidente que cree que el cambio climático es un engaño (…) y en su lugar gasta casi 70.000 millones de dólares para construir un muro en la frontera con México y otros 54.000 millones para reforzar el Ejército”, concluye. (Fuente RT)

No os perdáis: Negacionista, ¿hasta cuándo lo serás?, Permafrost, Cambio climático IV y Cambio climático: S.O.S. a la Humanidad.

A %d blogueros les gusta esto: